Adolescencia y emociones: La asertividad como habilidad social

aa94ca9e-43d5-43fc-af83-7fe03d3f1d71

Los sentimientos

Los sentimientos son como un termómetro que nos indica cómo nos afecta lo que sucede a nuestro alrededor. Nos sirven
para valorar qué nos pasa. Por este motivo, es importante aprender a conocer nuestros sentimientos, ya que es una forma
de conocernos y aceptarnos mejor a nosotros mismos.

Hay sentimientos que durante la adolescencia aparecen o se sienten más intensos. Esto pasa porque nuestro cuerpo
experimenta cambios, y las mismas hormonas que nos hacen cambiar físicamente también nos hacen cambiar
emocionalmente.

Es muy importante expresar los sentimientos de forma adecuada, sobre todo cuando son muy intensos, ya que así se
alivian realmente. Los sentimientos que no se expresan o no se expresan correctamente se van acumulando y aumentan
en intensidad, lo que puede hacernos explotar en algún momento por cualquier pequeño detalle.

Expresar los sentimientos es el primer paso para aprender a gestionar nuestras emociones. Para ello, tenemos varias
alternativas: hablar con alguien de confianza, escuchar música, escribir un diario, hacer deporte, etc.

Asertividad

Normalmente nos sentimos a gusto con un grupo de amigos y adoptamos muchas cosas de su forma de ser; como la
forma de hablar, el estilo de la ropa, la música, etc. Pero también nos influye mucho lo que nos dice el grupo, y no sólo
el de los amigos, sino toda la clase. A veces ocurre que todo el grupo parece querer algo y resulta difícil negarse. Eso se
denomina presión de grupo y, en algunos casos, es tan fuerte que a algunas personas les afecta mucho.

Es importante que los amigos te respeten y no te exijan hacer cosas que no quieres hacer. Si te encuentras ante una
situación en la que no quieras participar y no sepas cómo decir que no, puedes recurrir a la técnica de la asertividad. La
asertividad es una forma de comunicación que se puede aprender y consiste en respetar y expresar lo que uno siente,
a la vez que se respeta al otro.

Ser asertivo te permite defender tus propias opiniones y comunicarte con los demás sin malos entendidos, etc.
La asertividad puede ayudarte a tener comunicaciones honestas con los demás y contigo mismo.

Extraído de “Guía de la adolescencia. Ausonia”